Última Función de El Libro de la Selva

admin

Ayer fue la última función de Shere Khan para mi. No no… El libro de la Selva no se acaba, para nada. Ya hay fechas de viajes para el año que viene y seguirá rodando por España a partir de Septiembre, pero… yo me quedaré en tierra.

Hicimos una función bonita, divertida y sobretodo emotiva. Pensar que era la última vez que me convertía en el tigre malvado y zalamero del musical, me ponía el cuerpo extraño. Después de dos años y medio maquillándome las rayas y peinando el pelo antes de salir a escena, ha llegado el momento de despedirme del tigre.

Vendrán mas personajes, vendrán mas teatros y vendrán mas espectadores pero ayer me despedí de mis compañeros, y esos, exactamente esos compañeros, ya no coincidirán nunca en un escenario conmigo. Lagrimas durante los saludos y abrazos es lo único que pudimos decirnos después de la función. Es algo extraño, sabes que volverás a quedar con ellos para cenar, para ir al teatro e incluso volverás a trabajar con ellos en otros productos, pero es inevitable sentir pena y eso también te hace sentir vivo, sentirte actor, sentir que pasa el tiempo y que todo tiene un final.

Gracias a todos vosotros, técnicos, oficina, conductores, etc… y Muchas Gracias a mis compañeros, gracias por las risas, los viajes, las copas, los ensayos, los enfados, los cuchicheos, las quejas, las canciones para matar el aburrimiento, los camerinos, las duchas y sobretodo por ese fantástico trabajo en el escenario. El libro de la selva podrá gustar o no al público pero yo me he sentido muy orgulloso de vosotros desde el día del estreno. Montaje difícil y complicado para ser un musical infantil, pero un placer coreografiaros y disfrutar de vosotros en escena.

Hay que pasar página y «hoy empieza un nuevo día, hoy tu vida va a cambiar…» «Un nuevo rumbo, empieza para ti». De todo corazón..

¡¡¡Muchas gracias!!!! ¡¡¡Os voy a echar de menos!!!

 

Frank Alonso en El libro de la Selva